Pulse Feast , otra manera de comer.

Submit to FacebookSubmit to Twitter

 

El problema: ¡Si hay comida alrededor, me la como! 

 

  • Siendo un ex obeso siempre he estado fascinado por hacer dieta toda mi vida. Siempre he tenido una relación amor-odio con la comida, y siempre estoy buscando formas de adelgazar y ser feliz al mismo tiempo.

 

  • Veréis, cuando entrenaba para propósitos culturistas, acostumbraba a comer 6 veces al día, con una dieta low-carb, y realmente si que adelgacé. Pero tuve problemas comiendo de esa manera. A pesar de que me hizo adelgazar, me sentía como una mierda todo el tiempo. Quería matar a todo el mundo y no tenía vida social. Todos los placeres de la vida me fueron robados.

 

  • El segundo problema después de la competición fue que tuve efecto rebote y engordé. A pesar de que sabía más, era como un yo-yo.

 

  • El problema que tuve comiendo de la forma tradicional culturista (6 comidas al día) era que mi perfil psicológico se inclinaba hacia los atracones. Puede forzarme a no comer dos o tres días sin problema. Mientras no empiece a comer, no tengo el deber psicológico de hacerlo.

 

  • Una vez la comida entra en mi boca -sea por reacciones neurológicas o hormonales (porque produzco mucha insulina)- no puedo parar de comer. Si hay comida alrededor me la como. Comer 6 pequeñas comidas al día era como ser objeto de burla para una mujer bonita, seis veces al día, y no poder ser capaz de tocarla. Siempre estaba sufriendo; me hizo estar enfadado con la comida y con mi vida.

 

  • Se puso tan mal que, para evitar por fastidiarla, dejé de almacenar comida en mi casa. Fui al supermercado 6 veces al día para cada comida. ¿Qué más podía hacer? Si hubiera mantenido las seiscomidas en casa me lo hubiera comido todo de golpe. Cómo podéis ver, era para mí imposible comer seis veces al día y mantenerme sano. Perdería grasa corporal, pero me sentiría miserable. Así que empecé a buscar formas de adelgazar mientras disfrutaba de la vida.

 

  • Seamos realistas, una cosa es estar super seco/delgado para una semana en todo el año y otra es estar delgado/sin grasa todo el año. Personalmente, preferiría estar a un 8% de grasa corporal todo el año a estar a un 4% para un mes y luego volver a un 14% para todo lo que queda de año. ¡Tenía que encontrar una solución!

 

 

 

Mis experimentos


Experimento 1: Seco, pero perdiendo músculo.

La primera estrategia alimenticia que me llamó fue la Warrior Diet de Ori Hofmekler's la cuál leí por primera vez en T-nation. La idea principal era no comer en todo el día (ayuno), y luego mucho por la tarde-noche.

Me llamó la atención porqué parecía la solución final: Podía comer lo que quisiera y estar aún seco. La dieta encajaba perfectamente mi perfil psicológico. No necesitaba comer en 18 horas, así que fue realmente fácil para mí. 

Comencé esa dieta justo después de la competición. Quería mantenerme en el estado de la competición. Esa dieta me permitió hacerlo, hasta un punto. Me mantuve muy seco, tenía mucha energia, pero perdí masa corporal.

La estrategia alimenticia encajaba perfectamente mis necesidades en el momento, pero sabía que ir perdiendo músculo lentamente no era lo que quería.

 

Experimento 2: Delgado pero con retención muscular.

Probé diversas estrategias para mejorar mi idea básica de ayunar y después banquete. Usé BCAA's a lo largo del día para evitar un estado catabólico. No gané más músculo, pero añadir BCAA's pareció evitar perder músculo, además mi fuerza se mantuvo. 

Esta nueva estrategia era mejor que el plan original, funcionó, pero tenía sus limitaciones. La retención muscular (muscle retention) era grande, pero no lo suficiente: quería ganar músculo.

 

Experimento 3: ¡Definido con ganancia muscular!

No mucho después, leí sobre la caseína hidrolizada. Esto -pensé- puede ser la forma de construir masa mientras me mantengo definido. Todo lo que debía hacer era usar caseína hidrolizada a modo de “pulses” (pulsos) durante el día.

¿El problema? Fue el momento en el que aún no había mucha caseína de venta en el mercado. Gran teoría -pensé- pero no lo pude probar.

Un gran avance: Tim Patterson me envió una fórmula experimental que contenía una versión avanzada de la caseína hidrolizada que aún no había sido puesta al mercado. Empecé a “pulsarme” durante el día, luego comiendo por la noche. 

Esa fue la primera vez en la que fuí capaz de comer lo que quisiera, mantenerme delgado, y ganar músculo y fuerza.

En el último año, he estado usando pulses durante el día y sólo comiendo una gran comida al final del día. Así como cada día, y los resultados son mejores de lo que esperaba (¡y me siento genial!)

 

Eficiencia metabólica perfecta.

La estrategia de los pulse feast más estimular la fisiología anabólica te hace más eficiente metabolicamente. Y, con un uso constante, serás capaz de ganar fuerza/músculo, mantenerte con un bajo % graso, estar sano, y parar de obsesionarte con la comida.

Mucha gente no quiere competir. Pero casi todo el mundo quiere estar definido y no sentirse mal intentado estarlo. También quieren tener la energía y la concentración mental para ir y hacer deporte o participar en cualquier actividad física que quieran. Y con este plan puede tenerlo todo sin organizar todo tu día a día alrededor de la dieta.

No más llevar tuppers donde quiera que vayas o obsesionarte con comer cada 3 horas.

 

ESTRATEGIA Y DÍA A DÍA:


Fase 1: Pulses por la mañana y por la tarde.

Desde el momento en el que te levantas tomas un pulse por la mañana y luego otro 4-5 horas después.

NOTA: EN EL ARTÍCULO HABLA DEL SUPLEMENTO QUE VENDEN QUE EQUIVALE A 20GRAMOS DE PROTEÍNA HIDROLIZADA. 1 Pulse = 20 gramos de proteína.

En días de entreno acostumbro a hacer 2 pulses más mi nutrición peri-workout.

Realmente le hemos dado a este protocolo mucha consideración. Tim Patterson, el Dr. Tim Ziegenfuss y yo hemos revisado toda la biografía científica disponible, hemos discutido esto con muchos investigadores y lo hemos experimentado con todas las variables.

En conclusión, la ciencia coincide con mi experiencia personal, de que, añadiendo dos pulses de 20 gramos cada uno, separados por 4 o 5 horas, funciona de la mejor forma. El porqué:

El objetivo es dirigir a la sangre el máximo de tri-péptidos y aminoácidos posibles. Conducir estos nutrientes a través de la sangre y el músculo (además de otros tejidos) y luego devolver el torrente sanguíneo de nuevo a su estado basal normal una hora antes del siguiente pulso.

Para mantener el cuerpo y que responda al máximo a los efectos de los “pulses”, debes estar periodos de tiempo en los que el torrente sanguíneo descanse de los aminoácidos. Y con dos pulses ya funciona correctamente.

En otras palabras, “pulsear” con grandes dosis requiere más tiempo de “descanso”, y no hay tiempo suficiente para que quepan dos pulses y uno más durante un entreno.

Desde mi experiencia, este protocolo produce el máximo de beneficios anábolicos mientras, al mismo tiempo, mantengo el cuerpo muy sensible a sus efectos.

Aquí está exactamente lo que hago:

Normalmente entreno a las 5 de la tarde, así que hago un pulse (20 gramos) después de levantarme por la mañana y otro pulse después por la tarde antes de entrenar. A las 5, cuando entreno, uso 1 pulse y un suplemento con citrulina malato, l-leucina y carbohidratos.

 

Fase 2: ¡Banquete (Feast)!

Después de las 7, el festín empieza. Hay, a pesar de eso, unas reglas dependiendo de tus metas/objetivos:

 

Objetivo: Perder grasa o mantenerte definido. Si tu principal objetivo es perder grasa corporal, entonces tu festín es una comida. Mientras que, literalmente, puedes comer lo que sea. A pesar de eso, si quieres el mínimo de %graso entonces deberás estructurar un poco tu festín (feast).

Empieza tu festín comiendo comida animal y vegetales. En otras palabras: empieza con proteína (carne, pescado, huevos, etc) entonces añade algo de vegetales y, si aún quieres comer más, come fruta.

Regla de oro: Cuánto más gordo seas, más restrictivo tienes que ser con la elección de la comida. Haz tu festín, pero vigila los carbohidratos.

 

Objetivo: Mantener la forma actual. No me gusta el término “mantenimiento”. Incluso cuando no estoy dedicándome a perder grasa o ganar mucha masa en un periodo de tiempo, sigo intentando mejorar.

Llamemósle “mantenimiento” por simplicidad. Esto es en realidad donde estarás la mayoría del año. Utilizo esta estrategia para un 80% del año.

En esta fase, básicamente sólo come lo que quieras durante un período preestablecido de festín. Yo prefiero de las 19h-23h. Otra vez, empieza con proteína y vegetales y come hasta llenarte, entonces come pasta, granos o hasta un postre si lo deseas.

Objetivo: Masa muscular. Si tu objetivo principal es el aumento de peso y de masa muscular, incrementa los carbohidratos y el cómputo global de comida durante las horas de festín en la tarde. A pesar de eso, sigues teniendo que empezar con proteína, pero después tendrás más libertad.

La psicología de la partición de nutrientes. (Nutrient Partitioning)

Creo que el estado psicológico en el que estás cuando comes afecta la partición de nutrientes. Si estás estresado o tienes una opinión negativa de tu comida, entonces puede que almacenes más de ella como grasa.

La “pulse feast” es un método anti estrés. No tienes que sentirte culpable cuando comas (pigging) porque comer mucho es parte del plan. Es obligatorio.

Esto puede estar relacionado con la hipótesis de los 33 genes. El cuerpo ha sido creado para trabajar mucho. Bajo consumo de comida seguido por poca actividad, es igual a gran consumo de comida. En otras palabras: ayunando o comiendo mucho (haciendo festines / feasting).

En este plan, vas a disfrutar tu comida porque sabes que tu cuerpo está preparado para usar los nutrientes que le das. Sólo has ayunado durante 18 horas con pulses anabólicos, así que no cogerás grasa. La falta de estrés y preocupación contribuirá a ser un efecto positivo de la estrategia. Puedes disfrutar tu comida, no tener estrés o culpabilidad, y obtener mayor resultados en la composición corporal.

 

La fase de inducción de la Pulse Feast.

Si has estado leyendo revistas de musculación y fitness en los últimos 20 años, entonces has estado enseñado que debes comer cada 3 horas. Pero esto es un deber psicológico, no un deber fisiológico. Lo que he descubierto por mí mismo es que esto es un mal hábito, no una necesidad para el crecimiento muscular o el entrenamiento de alto rendimiento.

Para ayudarte a romper el hábito, podrías hacer una pulso tradicional antes de empezar con la Pulse Feast. La Pulse Feast, en resumen, es un ayuno de 36 horas dónde ingieres principalmente pulsos de 20 gramos además de una nutrición peri-workout.

La Pulse Feast hará de tu cuerpo un poderoso rebote metabólico, haciéndole más eficiente para la ganancia muscular y no la ganancia de grasa. Es más, te enseñará que no tienes que estar comiendo todo el día para crecer. Y tampoco tienes que tener pánico a volverte catabólico si no tienes una pieza de pollo o arroz cada minuto en la boca.

Yo recomendaría al menos unos días no-consecutivos haciendo la pulse feast antes de adoptarla como una estrategia.

 

RESUMEN DE LA PULSE FEAST 

  • Estimula y crea una fisiología anabólica para el máximo de ganancia muscular mientras que, al mismo tiempo, previenes la ganancia de grasa. 
  • Conduce los nutrientes dentro del músculo y cierra el almacenamiento de grasa. 
  • Mejora el sistema digestivo, haciéndolo más eficiente al digerir la comida y utilizando nutrientes. 
  • Elimina el estrés y la culpabilidad de comer. 
  • Libera tus mañanas y tardes; no necesitas transportar comido dondequiera que vayas. 
  • Hace del comer divertido y agradable otra vez, y lo hace en el momento del día en el que tienes más libertad para descansar, prepararte buenas comidas, y disfrutarlas con tu familia y amigos. 
  • Entrena tu cuerpo a ser más eficiente metabólicamente así que cuando comas de forma “normal”, por ejemplo en vacaciones, no subas de golpe.

 

Esquema ejemplo de planificación bajo protocolo pulse feast


Fuente

Traducido por JuniorLifter 

©2013 pressandpull.com

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.